La etología clínica es el estudio del comportamiento problemático de las mascotas. Cuando un perro o gato muestra un comportamiento inadecuado, es necesario intentar saber por qué lo hace, para llegar a un diagnóstico y tratamiento adecuado. Es importante que una veterinaria realice este diagnóstico, ya que factores médicos juegan un papel importante en el comportamiento y estado emocional de los animales.

Los problemas de comportamiento más habituales son la agresividad (hacia otros animales o personas), los trastornos de ansiedad (ansiedad por separación, fobia a ruido…) y la eliminación inadecuada.
Aparte de ayudar cuando aparece un problema de comportamiento, también podemos ayudarle a preparar a su mascota para la llegada de un nuevo miembro a la familia (un bebé, otro peludo o una pareja nueva). Así podemos prevenir que aparezcan problemas y mejorar el vínculo animal-tutor/a.

La primera visita de etología dura una hora y al final le daremos pautas de modificación de conducta para hacer en casa, y a veces, tratamiento farmacológico o feromonas. A menudo es necesario realizar análisis u otras pruebas médicas, sobre todo en el caso de necesitar tratamiento farmacológico de larga duración. En algunos casos le aconsejaremos hacer entrenamiento con un/a educador/a.

Nuestra veterinaria Sophie está especializada en etología. Al terminar la licenciatura de veterinaria realizó el máster de etología clínica en la Universidad Autónoma de Barcelona. Si tiene cualquier problema de comportamiento o desea prevenir problemas, ¡no dude en pedir hora!

El veterinario que te escucha, te ayuda y te aconseja: Clínica Veterinaria Multifauna Girona.

Seguiex-nos
caCatalà